017 – picho

enero 19, 2009

017El sábado, como cualquier otro sábado en Chivilcoy, los amigos de Pablo y sus primos, se juntan para un partidito de fútbol.

La tarde estaba horrible, amenazaba con llover en cualquier instante, y estabamos en medio de un campo, rodeados por vacas y más vacas, gallinas, gallos, unos bichos que no sé cómo se llaman, son como una mulita; allá le dicen peludos (¿?)…ahhh y como no podía faltar, que es lo que abunda en el campo, además de las vacas??
Sí, perros!

Había un par de miniaturas que no paraban de ladrar, pero me hice “amiga” de éeste (o ésta, nunca me fijé si era macho o hembra) que intentaba acercarse a los otros perritos, pero tímidamente, y hasta con miedo, ya que las bestias de 20 cms no paraban de ladrar…asique la mejor opción para este cachorro fue quedarse dormitando, bajo la lluvia, y bajo el banco donde yo estaba sentada.

Lástima que no tengo jardín, porque ganas no me faltaban para traermelo debajo del brazo…

015 – alla vamos!

enero 16, 2009

Hoy fue un día más que agitado en el laburo. Madrugé como hace rato no lo hacia para entrar en reunión como casi por 3 horas…y después fue un llamado tras otro, y de aca para alla, al banco a llevar escrituras y más llamados, y más asuntos muertos que se deciden resucitar cuando estoy cubriendo a mi vieja por las vacaciones…
Lo bueno fue llegar a casa, ducharme y preparar la mochila: mañana a la noche nos vamos a Chivilcoy, a descansar un poco de esta ciudad.

🙂

004

enero 7, 2009

004

Uno de los regalos navideños de Pablo…
Guarda pampa!

003

enero 7, 2009

003

Mientras esperabamos el colectivo, los perros chivilcoyanos descansaban en la vereda junto a nosotros.

Y por un rato, ese picho fue nuestra mascota.

002

enero 7, 2009

dama de noche (aunque aun faltaba para la salida de la primer estrella)

dama de noche

(aunque aun faltaba para la salida de la primer estrella)